VICTORIA

VICTORIA
¿Con qué frecuencia te dices? Casi llegué, me faltó muy poco. Tú tenías las respuestas, el rompecabezas estaba completo y todas tus esperanzas y deseos estaban sintonizados en ese momento tan importante. Todo estaba bien, hasta el momento de la verdad. Pudiste haberte hecho cargo, pero no lo hiciste.
Algo te detuvo y no pudiste terminarlo, en el momento más crucial creíste que ya no ibas a conseguirlo. A todos en alguna ocasión nos ha ocurrido, pero lo que nos distingue es nuestra forma de manejar esta situación. Por favor, date cuenta de que ganar y perder son dos caras de la misma moneda y determina qué lado estás enfocando. Se necesita perseverancia para lograr algo, y mucho valor para volver a intentarlo después de un revés. Así que por favor entiende que nadie falla, tú no fallaste, siempre y cuando hayas aprendido la lección de tu experiencia. Siéntete orgulloso de ti mismo y siente tu fuerza, recobra tu fuerza. Siéntete orgulloso del hecho de haberlo intentado y convéncete de que la próxima vez tendrás más éxito.

La Frecuencia de la Victoria te devuelve la fuerza para creer en ti mismo en los momentos importantes.

————————————- ¡Voy hacerlo!